Archivado en:

NIÑOS Y GAFAS DE SOL

¿Sabías que los menores de 10 años son muy sensibles a la radiación solar porque su cristalino deja pasar el 75% de los rayos UV? En cambio, el cristalino de los adultos sólo filtra un 30%.

Es muy importante tomar consciencia de estos datos ya que ahora que empieza el buen tiempo y el solecito, a los niños les encanta disfrutar del aire libre; ir al parque a jugar, estar con los amigos, ir a la piscina, pasear al perro, etc. Para que disfruten de todo ello de forma segura es importante proteger su vista, por ello ahora es el momento ideal para revisar la visión de los pequeños de la casa.

Aunque los niños no notan ninguna molestia y pueden estar horas sin refugiarse del sol, es imprescindible que protejamos su vista frente a los efectos negativos de los rayos ultravioletas. Por ello, los expertos aconsejan que los menores lleven gafas de sol, sobre todo durante los meses de verano en que la intensidad de la luz es superior y puede afectar aún más a su salud visual.  Hay que tener en cuenta que los ojos de los niños no están suficientemente desarrollados y los rayos UV llegan hasta su retina.

¿No sabes qué gafas de sol comprarle a tu hijo? ¿O qué factores debes de tener en cuenta para realizar la compra? ¡Muy fácil!

Busca calidad. Fíjate en que las gafas que eliges lleven cristales con tratamiento de filtro UV que protejan al 100%. Si no lo tienen mejor que optes por otra opción ya que si no llevan esta garantía de protección pueden resultar perjudiciales.
Las gafas de sol no son un juguete. Debes comprarlas siempre en establecimientos especializados.
Fíjate en que lleven la marca CE (es el estándar mínimo de garantía) y que aparezca bien visible el número de filtro que poseen. En este sentido, ya conoces nuestros consejos sobre filtros.
Para los niños pequeños son más prácticas las gafas de silicona o de metal con cristal orgánico, que es más difícil de romperse, aunque puede rayarse con más facilidad).
Además, hay que tener presente que normalmente los niños se cansan pronto de llevar puestas las gafas de sol, por lo que es conveniente que  si van a estar expuestos durante mucho tiempo al sol, lleven también una gorra o una visera para que les haga sombra en los ojos. Recuerda que una buena táctica para que los pequeños quieran llevar puesta las gafas, es recordarle que algún personaje de dibujo que le gusta también las lleva puestas. ¡Seguro que le encantará saber que se parecen!

Si necesitas más consejos  no dudes en visitarnos, nuestros especialistas te aconsejarán para que compres las mejores gafas de sol para tu hijo. No te lo pienses demasiado y ven a vernos a OPTICA! Te estamos esperando.


Síguenos:

Compártelo:

0 comments:

Publicar un comentario

Déjanos tu comentario. Recuerda que no se permiten insultos ni palabrotas.